martes, 3 de marzo de 2015

Crecimiento insostenible


A las 00:00 introducimos en un tubo de ensayo una bacteria que se duplica cada minuto. A los dos minutos hay cuatro bacterias y así sucesivamente hasta que a las 01:00 el tubo de ensayo está lleno de bacterias. Es el colapso. Se acabó. 

Un dato importante: tan sólo 1 minuto antes del colapso, a las 00:59, las bacterias sólo ocupaban la mitad del tubo de ensayo. Cuando ha transcurrido el 99% del experimento nadie aprecia nada preocupante. 

¿En qué momento las bacterias se darían cuenta de que el crecimiento es insostenible? A las 00:58 las bacterias ocupaban el 25% del tubo y a las 00:57 tan sólo un 12,5%. Es de suponer que si a las 00:55 cuando se había llenado solamente un 3,125% del tubo, una bacteria dijera que había un problema de crecimiento sería el hazmerreír de las demás. Le tacharían de provocadora y de alarmista: casi el 97% del tubo estaba vacío. Pero la realidad es que tras 55 minutos de bienestar tan solo quedaban 5 para que la vida se agotase. 

Ahora supongamos que a las 00:58, tras darse cuenta de que algo no va bien, algunas bacterias inquietas se salieran del tubo y regresaran con otros tres tubos de ensayo. Se habría acabado el problema: ¡3 planetas enteros como el original por explotar! Pero…, a las 01:00 el tubo original estaría totalmente colapsado, a las 01:01 el segundo tubo también y a las 01:02 ¡los 4 tubos estarían llenos! Al cuadruplicar la cantidad de recursos sólo se ganan 2 minutos si el crecimiento continua al mismo ritmo.  

(Este experimento fue descrito por el activista ambiental David Suzuki en 1986. ¿Cuánto falta ahora para el colapso?)

domingo, 8 de febrero de 2015

Los Goya ningunean la gran película de Rajoy

Domingo 8 de febrero 2015. Ayer ha sido la gala de los Goya. Ni se ha hablado de la película de Rajoy. Un escándalo. Tal como vaticinaban las encuestas, la Academia ha decidido dar 10 Goyas a “La isla mínima”, posiblemente con cierto merecimiento porque la película no es mala aunque en el fondo su argumento es trivial y lo que pretende es hurgar en las cicatrices mal curadas del pasado reciente. Vamos, lo mismo que los chicos de Podemos. Se ha oído incluso que la fiesta para homenajear a los ganadores de la gala la organizaba Caja de Resistencia Motiva 2, la empresa de Juan Carlos Monedero y que, además, esta empresa es la productora en la sombra de "La isla mínima", lo que explicaría muchas cosas. Es verdad que los nuevos actores políticos de Podemos están consiguiendo un fácil apoyo del público, pero se debe a que baja circunstancialmente la intención de voto para el PP por culpa de los tejemanejes de ese delincuente llamado Bárcenas, que no ha hecho más que empañar el buen nombre del partido para engordar su bolsillo. Si no fuera por eso le debían de haber caído ayer unos cuantos galardones a la película de Angela Merkel “Enemigos de lo público”, una historia especial protagonizada por Mariano Rajoy, con Luis de Guindos, Soraya Saenz de Santamaría y Cristobal Montoro en los papeles estelares, que ha tenido indiscutible impacto entre la población y ha sido objeto de multitud de enfervorizadas críticas, pero que en esta ocasión y por las razones apuntadas ha sido ninguneada y objeto de un boicot evidente por parte de los que de forma sibilina mueven los hilos del festival. En cualquier caso todavía queda el premio mayor de los Oscar en los que ya habrá pasado la fiebre de Podemos y se hará justicia con Rajoy. Con toda seguridad “Enemigos de lo público” conseguirá los galardones que por mérito propio merece gracias al refrendo de los españoles. Las votaciones están a la vuelta de la esquina. No dejes pasar la oportunidad y apuesta por ella. Es una gran película.

El enano y yo

  Dicen algunas de las personas que me conocieron en mis años mozos que yo era guapa. Yo nunca lo pensé. Ni guapa ni fea, todo lo más con &q...